El día que Lucía Etxebarría me pidió ser su negro

Estoy entre indignado y halagado. Anoche recibí un e-mail de Lucía Etxebarría. Decía que había leído mi post del pasado jueves y también ‘La muerte no huele a nada‘ y que se había quedado impresionada con mi estilo y mi pasión por la narrativa. Así que sin darle muchas más vueltas, me ha pedido si quiero ser su negro para su próxima novela. Vamos, que si quiero escribírsela yo ahora que ella, en un acto de rebeldía ante la piratería, ha decidido dejar de deleitarnos con sus textos. Se llamará: ‘La muerte huele mogollón‘.

Por supuesto, le he dicho que no. ¿Cómo puede tener tantísimo morro? Le he indicado, muy educadamente, que contacte con Ana Rosa Quintana, que seguro que le puede dar mejores referencias que yo. Habrase visto…

Actualización: Pues sí, amiguitos, este post era una broma con motivo del Día de los Inocentes. Lo cierto es que muchos sois los que os la habéis tragado enterita. Pobre Luci…

Anuncios

4 comentarios en “El día que Lucía Etxebarría me pidió ser su negro

  1. Bien hecho,A esta pava se le va mucho la pinza!!!ni que tuvieses cara de pesetero…ahora que dejò las drogas,se pasa el dia enganchada a las redes sociales y no tiene tiempo para escribir ! Jajaja feliz Dia de los inocentes!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s